martes, junio 12, 2007

En una de ésas un trébol...


aparece un trébol y cunde el caos
la semilla de la suerte fue abortada antes de fenecer bajo tierra
y el jubiloso cántico de la lluvia apaga el rugido de las cuatro hojas
de la suerte envasada
de la gloria conferida a una planta de ordinaria existencia

como nosotros que elevamos plegarias
fingiendo creer
suponiendo redención
augurando un pedazo de eternidad como nuestro osario

bueno...y qué tanto da si creemos ilusamente,
si nos entregamos sin reserva a las utopías,
si dormimos en paz tan sólo por lanzar un rezo en la semiconciencia del sueño
y nos golpeamos el pecho en la semi-inconciencia del descaro

al final...en una de ésas...
un trébol nos toca la sien y se desparrama el caos

3 comentarios:

FAUSTO dijo...

yo medito. ya no rezo.

FAUSTO dijo...

orar no es lo mismo que rezar

gonzalo dijo...

quizás ahora tenga suerte, el miércoles voy de nuevo a santiago.