miércoles, octubre 31, 2007


Me he pillado olvidando a muy temprana edad...

He olvidado
momentos
personajes de novela
amores y desilusiones.

He olvidado
objetivos transversales
sendas y rumbos
cómo hacer el amor sin sexo
papelitos con números de teléfono.

He olvidado
un libro en mi velador
una cita gloriosa de Sábato
enamorarme a los 42 años
ir tras un ideal.

He olvidado
mis traumas profundos
mis dolores y olores
todos mis fantasmas (menos tú, claro).


(Escribo un momento antes de partir a hacerme un examen cerebral con motivo de descubrir algunos olvidos prematuros)

4 comentarios:

gonzalo dijo...

esa cama, esos fierros, hieren nuestra memoria.

Luis Seguel Vorpahl dijo...

Estoy en la pieza que tenemos con llave, busca allí.-

george dijo...

el arte más grande es:

olvidarte de lo malo y
recordarte de lo agradable,
insistir en estos recuerdos buenos y vivirlos otra y otra vez...

así mantengo mi optimismo!!!

un besito

ignaciev dijo...

trata de no olvidarte de los que les diste una vuelta de tuercas a la forma de mirar el mundo y enfrentarlo, porque probablemente somos la expresión de tus recuerdos.


se te hecha de menos, y no se te olvida en lo absoluto,
y tal como dices
cuidate